• Conflicto El rey de Jordania alerta de una «explosión» en toda la región si continúan los ataques israelíes
  • Diplomacia Egipto y Jordania unen esfuerzos diplomáticos para evitar una escalada regional

Jordania da un paso más en sus contactos diplomáticos para llevar adelante la paz en Oriente Próximo. El rey Abdalá se encuentra este martes en Madrid, donde ha viajado acompañado por su ministro de Asuntos Exteriores y Expatriados, Ayman Safadi. Aquí, ambos tienen una intensa agenda para «movilizar el apoyo intencional para un inmediato alto al fuego en Gaza y el envío de ayuda humanitaria a la franja», según informan en la página web oficial de la monarquía Hachemita.

Con el objetivo de cumplir esta misión, Abdalá ha mantenido un almuerzo de trabajo esta mañana en el Palacio de la Zarzuela con Felipe VI. A los monarcas les une una amistad heredada de sus padres, de la que han dado cuenta en numerosas ocasiones. De hecho, el pasado junio Abdalá y su esposa, la reina Rania, visitaron a Felipe VI y Doña Letizia en Madrid. Entonces la guerra entre Israel y Palestina no había estallado y todo eran sonrisas.

Ahora, tanto el monarca jordano como su consorte -de origen palestino- están dedicados a conseguir un alto al fuego. La reina ofreció una dura entrevista a la BBC hace un mes donde criticó el «doble rasero» de medir los ataques si provienen de Israel o de Palestina. Y pidió de nuevo un alto al fuego.

La política jordana está también volcada en este sentido, en el que asimismo trabaja España. El ejecutivo de Pedro Sánchez fue el primero en poner sobre la mesa la necesidad de celebrar una conferencia internacional de paz, una idea que ya han hecho propias tanto la Unión Europea como la Liga Árabe. Estas dos organizaciones disienten, sin embargo, en el papel de Hamas de cara a esa conferencia. Porque Europa opina que debería abandonar la franja y dejar que la Autoridad Nacional Palestina tome el poder de nuevo, mientras que los países árabes eluden pronunciarse sobre la organización terrorista.

Mientras Abdalá almuerza en Zarzuela, Ayman Safadi ha hecho lo propio en el Palacio de Viana, residencia oficial del ministro de Asuntos Exteriores español, José Manuel Albares. Ha sido un encuentro privado donde volverán a intercambiar sus posturas sobre qué hacer para resolver el conflicto, según ha tuiteado el propio Albares.

Ya por la tarde, Abdalá se reunirá con Pedro Sánchez en el Palacio de la Moncloa, una cita rápida, pues el presidente del Gobierno español debe marcharse a Estrasburgo. Tampoco el rey jordano se queda en la capital, pues se desplazará con el ministro Safadi hasta Ginebra. Allí, mañana ofrecerá un discurso en el Global Refugee Forum.