Actualizado
  • elecciones López Obrador quiere ir a La Chengada: AMLO promete retirarse y no hacer una guerra política contra su sucesor
  • Nuevo estado Claudia Sheinbaum, la primera mujer presidenta de México tras arrasar en las urnas

Andrés Manuel López Obrador (AMLO) planea imponer 18 reformas constitucionales explícitas antes de que finalice su mandato en octubre, incluida una muy controvertida Es llevado ante la justicia, asustó a los mercados financieros por segunda vez esta semana. El valor del peso mexicano cayó a 18 unidades por dólar y la bolsa de valores cayó.

El miedo es evidente no sólo en los mercados, sino también en la oposición que fue derrotada en las urnas y que decidió declararse “resistencia” para defender la democracia. La candidata Xóchitl Gálvez exigió un recuento del 80% de las mesas escrutadas, pese a su derrota por 32 puntos ante la presidenta electa Claudia Sheinbaum. Este procedimiento no busca lo imposible, ganar la presidencia, sino obtener el número de votos suficiente para que el oficialismo no llegue a las elecciones presidenciales. Una mayoría cualificada de dos tercios en el Congreso y el SenadoEsto permitiría al presidente populista imponer liderazgo entre los jueces que lo atienden.

“No es posible mantener un poder judicial que no esté al servicio del pueblo y de la sociedad, y al servicio de una minoría, como se sabe y a veces al servicio del crimen organizado y. cuello blancoAMLO lo confirmó el lunes, pocas horas después de que se anunciaran los resultados electorales.

El presidente subrayó el viernes, tras conocer el terremoto financiero provocado por la protesta, que «la justicia no está al servicio de los mercados. ¿Qué temen que el pueblo elija jueces? (El poder judicial) ha sido secuestrado por quienes están en el poder». arriba.» Anuncio del administrador Movimiento de Renovación Nacional (Morena) que pretende cristalizar el sueño dorado de Amlo.

El desastre fue tan grande que la propia Sheinbaum apareció a última hora del jueves para lanzar una amenaza. Diálogo y diálogo más diálogo. Hace apenas unas horas, Ignacio MirEl coordinador de Morena en la Cámara de Representantes, sonriendo, lanzó un ataque contra el poder judicial y contra siete organizaciones independientes que desaparecerían con la mayoría oficial. Entre estas instituciones se encuentran el Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales (INAI) y la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece).

el Reforma militar También están al alcance del presidente, quien durante su mandato modeló las fuerzas armadas a partir de la Cuba revolucionaria. Los militares se han erigido como un actor económico, capaz de convertirse en el constructor de la infraestructura más emblemática del estado de AMLO, desde el controvertido Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles hasta el controvertido Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles. tren maya. Las fuerzas armadas incluso tienen una aerolínea gubernamental.

A un mes de la gran mayoría

La aplastante victoria electoral de Morena y sus aliados, los Verdes ecologistas y el Partido Laborista, dio a AMLO una abrumadora mayoría durante un mes para sus reformas explícitas, entre la apertura del nuevo parlamento bicameral en septiembre y la toma de posesión de su protegido en octubre. Como repitió en Khalidah sermones de la mañanaEl Presidente pretende someter a los jueces y a las organizaciones independientes a una mayor concentración del poder presidencial. La guinda del pastel es muy personal..

Esta sería una gran venganza para López Obrador, quien chocó repetidamente durante su sexenio en sus intentos de reformar la Constitución para someterla a la Corte Suprema. para él Una propuesta «democrática».Similar a lo que implementó la revolución indígena en Bolivia, se basa en que los ciudadanos voten directamente en las urnas por los nombres de los ministros que son miembros de la Corte Suprema, magistrados del Tribunal Electoral, magistrados del Tribunal Disciplinario, así como como jueces y jueces de distrito. También pretende sustituir al Consejo de la Judicatura Federal.

La presidencia propondrá dos candidatos, el parlamento otros dos y el poder judicial otros dos. El Senado será responsable de verificar que los jueces designados cumplan con los requisitos especificados.