El número de ejecuciones en el mundo ha alcanzado su nivel más alto desde 2017 en 2022, cuando alcanzó 883con Irán y Arabia Saudita están a la cabeza, Señala un informe difundido este martes por Amnistía Internacional (AI), que advierte que en realidad el total es mayor porque no contiene datos de China.

Amnistía Internacional dice que estas ejecuciones, que implican 53% más que en 2021implementado en una veintena de países, la mayoría de ellos en la región de Medio Oriente y África del Norte, pasando de 520 en 2021 a 825 en 2022.

La organización de derechos humanos, cuyas investigaciones incluyen únicamente ejecuciones judiciales, advierte de ello No puede incluir datos precisos de China. -que ocupa el primer lugar, con miles de ellos-, Vietnam o Corea del Norte por el secreto en esas áreas.

A pesar de un aumento en las ejecuciones el año pasado a su número más alto desde 2017 (cuando hubo 993), Amnistía destaca que las sentencias de muerte impuestas a nivel mundial han experimentado un ligero descenso, de 2052 en 56 países en 2021 a 2016 en 52 países en 2022.

Los dos puntos de venta principales

90% de las ejecuciones conocidas fuera de China – a favor Decapitación, ahorcamiento, inyección letal o fusilamiento– Ocurrió en tres países: Irán, que pasó de 314 en 2021 a 576 en 2022; Arabia Saudita, que saltó del puesto 65 al 196 (su récord de IA en 30 años, 81 en un día); Y Egiptoque disminuyó de 83 a 24.

Los países (más prolíficos) de la región de Oriente Medio y África del Norte han violado el derecho internacional al aumentar las ejecuciones, revelando desprecio por la vida humana.” Secretario General de Amnistía Internacional, Agnes Callamard.

Le siguen en la tabla Estados Unidos -el único de América-, que ha pasado del puesto 11 en 2021 al 18 en 2022; Irak (del 17 al 11); Singapur (11); Kuwait (7); Somalia (con al menos 6); Sudán del Sur (5); Estado de Palestina (5); y Yemen (4).

Bangladesh y Birmania obtuvieron 4, Bielorrusia y Japón 1, y las estadísticas también se desconocen en Afganistán y Siria, señala Amnistía Internacional.

ejecuciones Se reanudó el año pasado en cinco países: El informe se refiere a Afganistán, Kuwait, Birmania, el Estado de Palestina y Singapur.

Amnistía Internacional lamenta que el 37% de las ejecuciones verificadas fueran a favor delitos de drogas, con 255 en Irán; 57 en Arabia Saudí y 11 en Singapur, que, según la organización, pueden violar el derecho internacional.

“Es importante enfatizar que las personas de entornos desfavorecidos a menudo se ven afectadas de manera desproporcionada por este duro castigo”, dice Callamard, quien pide a las Naciones Unidas y a los gobiernos que “aumenten la presión sobre los responsables de estos flagrantes abusos”.

Abolición de la pena de muerte

La inteligencia artificial destaca el hecho de que es un ‘rayo de esperanza’ Seis países han abolido la pena de muerte total o parcialmente en 2022.

Así, Kazajstán, Papúa Nueva Guinea, Sierra Leona y República Centroafricana han eliminado la ley para todos los delitos, mientras que Guinea Ecuatorial y Zambia han eliminado solo los delitos generales, dijo.

Esto significa que a diciembre de 2022, 112 países han abolido la pena de muerte en el mundo y 9 países lo han hecho por delitos comunes, mientras que otros, como Ghana, Liberia, Sri Lanka, Maldivas y Malasia, lo tienen previsto. .

“Las atrocidades de países como Irán y Arabia Saudita, así como China, Corea del Norte y Vietnam ahora son minoría. “Deben adaptarse a los tiempos, proteger los derechos humanos e implementar la justicia, no con el pueblo”, dijo el líder de Amnistía Internacional.

Amnistía Internacional señala que 125 estados miembros de las Naciones Unidas (de 195) han pedido una moratoria de las ejecuciones, lo que exige «la esperanza de que este castigo abominable vuelva a los anales de la historia». EFE