• Patio Global Fotos de boda con la montaña de 4.000 toneladas de basura de Taiwan

Qué. Las estimaciones oficiales dicen que hay más de 45 millones de animales sueltos por todo el país, lo que casi equivale a la población de España.

Quién. La población está dividida entre los que defienden a los canes y los que deciden emplear la violencia contra aquellos potencialmente peligrosos.

Por qué. Los funcionarios de varias provincias lanzan una campaña para capturar a las razas «incivilizadas» y sacrificarlas.

Los ladridos de socorro llegan desde las redes sociales. «¡Están entrando en las casas y secuestrando a los perros para llevarlos al matadero!», escribe un chico de una provincia del centro de China. Asegura que, el miércoles por la mañana, dos hombres del comité de su barrio se colaron en el piso de una vecina y se llevaron a su pointer inglés, un can de considerable tamaño, justificando que asustaba a los niños pequeños de la comunidad.

«Durante la pasada madrugada, en mi barrio, patrullas de vecinos salieron a matar a perros callejeros. También dicen que, si tienes un perro grande en casa, pueden entrar y quitártelo», comentaba una chica de Guangzhou, una gran urbe en el sur. «Ni todos los perros callejeros son malos, ni todas las personas son buenas. Por favor, dejen de matar animales», publicó Cya Liu Ya-se, una de las actrices más famosas de China.

El revuelo ya ha saltado de las redes a la calle. Hubo un par de manifestaciones lideradas por grupos animalistas que han salido con carteles pidiendo a las autoridades que pongan fin a la matanza indiscriminada de perros callejeros. Las estimaciones oficiales dicen que hay más de 45 millones de estos animales sueltos por todo el país, casi como toda la población de España.

Todo comenzó hace unos días en Chongzhou, una ciudad de la región de Sichuan. Un rottweiler negro atacó a una niña de dos años, arrancándole a mordiscos gran parte de la pierna izquierda. El perro estaba suelto dentro de una urbanización. La madre de la cría se lanzó al suelo para intentar cubrirla con su cuerpo, pero el animal la arrastró hacia un lado y continuó mordiendo a la niña. Al final, un trabajador de la limpieza que pasaba por allí logró ahuyentarlo golpeándolo con una escoba. La pequeña continúa ingresada en la UCI. Tiene también un riñón desgarrado y varias costillas fracturadas.

La escena fue captada por las cámaras de seguridad de la urbanización. El vídeo acabó viralizado en redes sociales, encendiendo un acalorado debate nacional sobre qué hacer con los perros callejeros de China. El rottweiler sí que tenía dueño, aunque este salió huyendo tras el ataque. Fue detenido horas después.

A principios de esta semana, funcionarios de varias provincias publicaron comunicados anunciando que habían lanzado una campaña para capturar perros callejeros «incivilizados». La mayoría serán sacrificados. En un país donde no existe ninguna ley sobre crueldad animal que ofrezca protección a las mascotas, el anuncio fue interpretado a su manera por algunos trabajadores comunitarios y vecinos, que han salido a la caza de estos perros, incluso llevándose a algunos de gran tamaño que tienen propietario.

En Weibo, el hermano chino de X (antes Twitter), rápido comenzaron a salir testimonios de personas que han encontrado cuerpos de perros muertos en sus basureros. La protesta en línea se fue haciendo más grande. Los usuarios, indignados por la matanza, piden medidas «más humanas», como la adopción y la castración.

Una universidad del norte del país despidió a su guardia de seguridad porque estranguló a un perro callejero que merodeaba con frecuencia el campus. En otra universidad, fueron los propios estudiantes quienes apalearon a un perro hasta matarlo. Hubo también varios testigos que narraron cómo el propietario de un piso, aprovechando que su inquilina no estaba, entró en la casa y mató a sus dos perros.